Enlazando

Cuando abrió los ojos notó el sol de agosto sobre su cara. Tenía el pelo sobre la frente, y estaba teñido de rojo. Intentó apartárselo pero sólo entonces se dio cuenta de que tenía las manos amarradas a un tronco que estaba sobre el suelo. La angustia se hizo con cada uno de los poros…

Caramelos rojos

Pensó que era el fin del mundo, aunque él siempre se había imaginado algo más apocalíptico: que el cielo se tiñese de amarillo, que los volcanes entraran en erupción todos a la vez, que unos bichos llegasen a sobrevolar su cabeza…Pero no, se encontraba en una sala blanca, con un señor delante que acababa de…

Martina y el tiempo

Solía pensar que era cuestión de tiempo, pero el tiempo le quitaba más de lo que le devolvía. Cuando tu vida gira en torno al tiempo y te haces consciente de la fugacidad, tienes dos caminos: aprovecharlo o dejar que pase. Martina nunca fue de esas personas a las que suelen llamar “atrevidas”. Vivía como…

El juez

Y allí seguía sin saber qué hacer. Sólo sabía que mi vida había acabado como siempre la había conocido, se había convertido en una desconocida que intenta mirarme a los ojos y yo rehúso la mirada. Mi vida ya no era mi vida y no quería otra. Era capaz de patalear como un niño que…

Sentidos encontrados

El silencio nunca fue un problema para ella. Recordaba la primera vez que lo escuchó en clase de música. Cuando la profesora les preguntó si habían escuchado alguna vez el silencio se oyeron resoplidos descreídos y alguna que otra risa que hacía pensar que Julia, la profesora, se había vuelto loca. -¿Escuchar el silencio? –…

Las mil y una vidas

Cada día tenía un nombre nuevo, no se sentía atado a una identidad. Como leyó en un libro el día que fue profesor de Filosofía, ningún “yo” acompañaba a sus pensamientos. Había una fisura por la que se le escapaba esa unidad que el resto de seres llevamos con más pena que gloria. Él (¿cómo…

Justicia

Alicia no quería mirarse en el espejo esa mañana. No le apetecía ver la misma cara de siempre, las mismas muecas, la misma mirada perdida justo antes de abrir el grifo y lavarse la cara. No quería, sabía lo que vendría. De nuevo la ropa, otra vez los coloretes, la sombra de ojos y vuelta…

Horror vacui

Abrí los ojos con desconcierto, no sabía dónde estaba. Intenté serenarme y mirar a mi alrededor buscando respuestas pero no conseguía reconocer ni siquiera mi propia existencia. “Sofía, debe haber una explicación”. A pesar del intento de autoconvencimiento, a mi paso sólo salían calles grises llenas de personas sin rostro. Miran hacia el suelo, nadie…

Juguetes

Creo que no hay nada más triste que un adulto tirando juguetes en un contenedor de basura. Desde que me mudé, mientras me tomo el café antes de ir a trabajar, miro por la ventana para ver cómo se despierta el barrio. Suele ser siempre igual, despistados buscando sus coches sin recordar dónde lo aparcaron…

Pluma y papel

Me pasaba horas sentado frente a la ventana imaginando las vidas de los que pasaban por allí donde existía el movimiento. Allí había lo que aquí dentro brillaba por su ausencia.   Ella solía decirme que los pájaros que tenía en mi cabeza me hacían volar pero que la caída siempre era peor; sabía de…